Real e Ilustre Congregación
de Nuestra Señora de los Ángeles
Constituida en 1817
Menu 

La Catedral


catedral2En el año de 1549 se derribó una ermita mudéjar llamada de Santa María Magdalena, y sobre su solar se empezó a edificar el actual de nuestra Catedral. De la antigua ermita sólo se conservó su torre. Este nuevo templo fue diseñado por el arquitecto Alonso de Covarrubias, a instancias del cardenal de Toledo Don Juan Martínez Silíceo. Y el maestro de obras Juan Francés se hizo cargo de la construcción de la nueva iglesia, tras ser aceptada su oferta de 2.800 ducados de oro en la subasta pública celebrada el 5 de febrero de 1549. Pero aquella obra, debido a una serie de anomalías, no gustó al arquitecto Mayor de Felipe IV, Juan Gómez de Mora, el cual en 1622 continuó la ejecución del proyecto. La nueva contrata para edificar la iglesia es ganada por el montañés Bartolomé de Barreda. Pero el empleo de malos materiales originó un derrumbamiento en 1632. Tras un breve encarcelamiento, Barreda continuó las obras y fue obligado a pagarlas a su costa. Santa María Magdalena fue terminada en 1770.

Su exterior

catedral1La fachada de Santa María Magdalena está a los pies del templo y orientada al norte. La torre mudéjar consta de tres cuerpos, en ladrillo y mampostería, y un chapitel de pizarra. Los dos cuerpos inferiores son del siglo XIV, y el tercero, donde están las campanas, fue reconstruido en el siglo XVII. El chapitel de pizarra, de estilo barroco, que remata la torre es también del siglo XVII. La torre nueva empezó a construirse en el siglo XVII y se halla inacabada. Fue proyectada por Gómez de Mora para lograr coherencia y armonía al conjunto de la fachada. Su actual remate ondulado es del siglo XVIII, al igual que el acabado de la portada. La portada es el elemento más tardío de la fachada. La puerta queda enmarcada en un arco de medio punto en el que se puede leer la fecha de 1770. La portada, de refinada elegancia por la blancura de su piedra y la finura de sus trazos, consta de dos cuerpos. El inferior, coronado por un friso, está adornado con pilastras rehundidas sobre un alto pedestal a ambos lados de la puerta. El superior lleva en su parte central un escudo bajo un dosel de guirnaldas. Dos lunetos laterales y cuatro jarrones en los extremos completan su decoración.

La pesada verja que da paso al interior del templo fue hecha en el pueblo de Getafe en el año 1770 por Francisco Manzano, maestro herrero y cerrajero del Palacio Real. La verja pesa ciento setenta y dos arrobas y media.

Su interior

El interior del templo se resuelve en tres naves con gruesos contrafuertes y ábside pentagonal con su correspondiente bóveda de crucería con aristas reforzadas con nervios. Las columnas constan de un pedestal de 1,50 m. de altura, rematado en su parte superior por varios anillos de diferente grosor. El fuste es liso y de unos 7 m. de altura. El capitel tiene dos cuerpos y entre ambos un friso dórico con triglifos y metopas. Un friso igual recorre los muros del templo a la misma altura.

catedral3catedral4

Juan Gómez de Mora fue quien cubrió los tres tramos de la nave central con bóvedas vaídas. El cubrimiento de las naves laterales lo realizó con bóvedas de medio cañón con lunetos.

La decoración en paredes y bóvedas es muy sobria y elegante. Se basa en una bicromía blanco-crema en equilibrada proporción.

En la cúpula sobre el crucero hay unas pinturas al fresco que fueron realizadas en el siglo XVIII. Están representados ocho ángeles con los símbolos de la Pasión en el casquete y los cuatro evangelistas en las pechinas.

catedral9

El retablo mayor

catedral5El retablo mayor de Santa María Magdalena fue realizado por Alonso Carbonel entre los años 1612 y 1618. Además de su importancia artística, tiene valor histórico por ser uno de los pocos que se conservan en la comunidad autónoma madrileña correspondientes a la primera mitad del siglo XVII.

En 1611 se concertó su construcción con el arquitecto Alonso Carbonel. En enero de 1612, éste firmó con Juan de Velasco, vecino de Colmenar de Oreja, un acuerdo para transportar hasta Getafe la madera que Carbonel tenía comprada para el retablo de la iglesia. En mayo de 1612, la madera se encontraba depositada en la casa de la orden del Paular.

Según se desprende de otro documento, fechado el 3 de febrero de 1613, Alonso Carbonel y los escultores Antonio Herrera y Antón Morales y el ensamblador Luis Navarro, se hicieron cargo de la construcción del retablo; posteriormente, se lo dieron a destajo al ensamblador Miguel Tomás, excepto el sagrario, que lo realizaría Luis Navarro. Al fallecer éste, le sustituye el escultor Juan Porres.

En mayo de 1639, José Leonardo, Félix Castello y Angelo Nardi secomprometieron a realizar, cada uno de ellos, dos pinturas que deberían entregar el último día de mayo, por el precio unitario de 600 reales.

catedral6Es un retablo pictórico barroco de la primera mitad del XVII. La obra es de madera dorada y policromada, con una altura de unos trece metros, y cubre los tres lados centrales del ábside. Su estructura es de siete calles y de tres cuerpos. La columna es el elemento fundametal que organiza el retablo y distibuye los espacios. El retablo está dedicado a Santa María Magdalena, cuya escultura se halla en el lugar más destacado del mismo.

Y del conjunto destaca su Tabernáculo. Inició su construcción el escultor y ensamblador Luis Navarro. Al fallecer éste, se hicieron cargo del mismo el escultor Juan de Porres y el ensamblador Miguel de Tomás. Se halla situado en la calle central, primer piso. Dispone de un basamento con un cuerpo, rematados por una cúpula y linterna. En el cuerpo principal se encuentran seis columnas de orden compuesto, apoyado en ellas un entablamento decorado con motivos vegetales, y sobre éste, dos basamentos, uno poligonal y otro circular. Sobre este último, se apoyan seis pares de columnas, también de orden compuesto, que sostienen arcos de medio punto sobre los que carga la cúpula, y sobre ésta, una basa hexagonal sobre la cual está situada un estatuilla alegórica de la Fe.

Los retablos de Alonso Cano

catedral7Alonso Cano nació en Granada en 1601, y murió en esa misma ciudad en 1667. Es una de las figuras más interesantes del barroco español, destacando en pintura, escultura y en la arquitectura.

Alonso Cano realizó para esta Iglesia Catedral varias de las pinturas del retablo llamado El Nombre de Jesús, y por las que cobró 1.400 reales. También se le supone autor de algunos de los lienzos del retablo simétrico Nuestra Señora de la Paz, que fue labrado por Salvador Muñoz en 1644.

El retablo de “Nuestra Señora de la Paz”, situado en el frente de la nave lateral derecha, sobre la puerta de la antesacristía, fue realizado en 1644 por Salvador Muñoz, arquitecto, vecino de Madrid, por 500 ducados. Contiene este retablo obras de Alonso Cano, Sebastián Herrera Barnuevo y Matías López.

El retablo del “Santo Nombre de Jesús”, está situado en el frente de la nave lateral izquierda. Contiene obras de Alonso Cano y de Francisco Camilo. La construcción de este retablo se le atribuye también a Salvador Muñoz. El 20 de septiembre de 1645, Alonso Cano recibió el encargo de pintar tres cuadros y tres tableritos para el retablo del “Santo Nombre de Jesús”. Los cuadros encargados se referían, uno a la historia de la circuncisión de Jesucristo, otro de Santa Ana con Nuestra Señora en los brazos y otro de Santa Isabel con San Juan Bautista, además de un Jesucristo para la puerta del sagrario y dos tableritos, uno con Santo Tomás de Aquino y otro con San Gonzalo de Amarante.

catedral8En un documento fechado el veintitrés de septiembre de este mismo año, el mayordomo de la iglesia solicita autorización para costear, con cargo a la fábrica de la misma, las pinturas del retablo lateral que ya tenían concertado los mayordomos del “Santo Nombre de Jesús” por 500 ducados.

NOTA: En el inventario realizado por el cura párroco D. Eugenio Nedeo y Moya, al tomar posesión del curato el 14 de abril de 1912, denomina al retablo de “Ntra. Sra. de la Paz” (nave lateral derecha), como el retablo de la Inmaculada Concepción, y al retablo “El Santo Nombre de Jesús” (nave lateral izquierda), como retablo de “Ntra. Sra. de la Paz”. Esta denominación, parece deberse a que, según consta en dos inscripciones realizadas en cerámica, y situadas en las paredes de las naves colaterales, la nave colateral derecha o del lado de la epístola, llamada hoy de San Ildefonso, se llamó hasta 1816 de la Paz. Al contrario, la nave lateral izquierda, en cuyo frente se encuentra situado el retablo “El Santo Nombre de Jesús” y que se denominó hasta 1816 del Niño, se denomina hoy de la Paz.

Otros autores denominan Santa Isabel de Hungría a Santa Isabel de Portugal y Santa Rosa de Lima a Santa Rosalía. El párroco D. Eugenio Nedeo, en el inventario citado anteriormente, denomina San Juan de la Cruz a San Ignacio de Loyola y Santa Quiteria a Santa Isabel de Hungría.

Otros Retablos

Existen otros cuatro retablos en nuestra iglesia: El Retablo barroco de la Purísima, el El Retablo de Nuestra Señora de los Dolores, el Retablo de Nuestra Señora de los Ángeles y el Retablo de Nuestra Señora del Carmen.

La Imagen de Santa María Magdalena

La imagen de Santa María Magdalena es una escultura exenta de madera policromada que está situada en un pequeño retablo barroco en la nave derecha de la Catedral de Getafe, junto al presbiterio.

catedral10Se trata de una bella imagen de madera policromada de estilo barroco (posiblemente de finales del siglo XVII o principios del XVIII) de magnífica traza y factura, que representa a la fiel discípula del Señor que abandonó su vida de pecado. Según el Evangelio de San Juan, fue la primera en encontrarse con Jesucristo resucitado.

Cabe destacar la belleza de sus elegantes ropajes (a juzgar por el estofado de las telas) y sus largos cabellos negros descubiertos y la sencillez de la cinta roja que rodea su cabeza.

Al contrario que sucede con otras imágenes de esta santa, la nuestra destaca por la dulzura de su rostro, serenidad y templanza en sus gestos (casi triste), ya que nos muestra el momento en que María Magdalena, al amanecer del Tercer Día, con el frasco de los aromas que había preparado, se dirige al huerto en el que Cristo había sido sepultado. Es el momento anterior a su encuentro con Cristo resucitado.

Esta imagen, según consta en los archivos de la Congregación, fue restaurada profundamente a principios de los años 80, ya que en la Guerra Civil Española de 1936 sufrió daños considerables (amputaciones, quemaduras, etc.), suponiendo muy laboriosa devolverla a su estado original, objetivo que se logró.

Salió en procesión por primera vez en las Fiestas Patronales de 1982 (sustituyendo a otra imagen que lo venía haciendo desde los años cincuenta).

La bella carroza que la porta, de estilo neobarroco,  se estrenó el domingo 31 de Mayo de 1998, sustituyendo a otra de 1957 ( más sencilla y que presentaba notables deterioros). La carroza también se utiliza para transportar bajo templete la Custodia con el Cuerpo del Señor en la Procesión del Corpus Christi.

 
 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies